Citroën, una marca cinematográfica

Como una de las marcas más longevas del sector automovilístico, su éxito también se ha visto en el cine. Los autos más icónicos de Citroën han estado acompañando a sus protagonistas en cada escena a lo largo del tiempo. De todos los modelos, el que cuenta con más apariciones es el 2CV. Este fue uno de los más populares durante la década de los 70.

En la actualidad, el filme Baires llevó a la pantalla los vehículos más recientes de la marca: Citroën C4 Lounge, Citroën Berlingo, C4 Aircross y C4 Picasso.  ¿Querés conocer otros modelos cinematográficos? Te compartimos una lista con los 5 autos más famosos del cine.

Ronin

Imagen: The Truth About Cars

En este filme de 1988, Robert De Niro y Jean Reno protagonizan a un equipo de agentes especiales internacionales que deben llevar a cabo una misión. La película se caracteriza por sus escenas de persecuciones automovilísticas a través de Niza y París. Entre estos autos figura el Citroën XM con el que se grabaron las escenas en tiempo real y sin postproducción.

Sor Citroën

Imagen: El País

¿Te imaginás a una monja conduciendo un vehículo? En esta película de 1967, una comunidad de religiosas decide modernizar el orfanato que tienen a cargo. Así que compran un un Citroën 2C y deciden que la hermana Tomasa, recién llegada, será la que aprenderá a conducir. Esta comedia española nos muestra todo el despliegue y potencia de este auto que, para la época, era popular. El 2CV era capaz de todo con muy poco: veloz, potente y un diseño clásico. ¿Tenés dudas? Preguntale a la hermana Tomasa.

For Your Eyes Only

Imagen: Auto Express

James Bond también tuvo su propio Citroën 2CV -en color amarillo- para cumplir sus misiones en este filme de 1981. Además, con motivo del estreno, la marca lanzó una edición especial de este modelo que incluía el logotipo de 007 y simulaciones de agujeros de bala. También hubo una miniatura de juguete con estas características.

En la película, el agente Bond -interpretado por John Glen- debe ubicar un sistema de comando de misiles y queda enredado en la rivalidad de dos empresarios griegos junto a Melina Havelock, una mujer que busca vengar el asesinato de sus padres.

L’opération corned-beef

Imagen: Wikipedia

En 1991 se estrenó esta película francesa de comedia que sirvió de homenaje para el cine de acción de Hollywood. En resumen, la cinta trata sobre una pareja de agentes secretos que deben cumplir una misión secreta llamada Chuleta de ternera, la cual, consiste en investigar al coronel Zargas, traficante de armas. Durante el desarrollo de la historia, podemos ver varias escenas con la presencia del Citroën BX. A lo largo del filme, el auto sufre todo tipo de inclemencias hasta que, al final de la trama, el auto culmina su destino ardiendo en llamas.

Tintín y el asunto Tornasol

Imagen: Pinterest

Hergé, el creador de Tintín, era un amante de los autos. La marca Citroën apareció en varios cómics y películas de este personaje. En la película, El asunto Tornasol, Tintín conduce un Citroën 2 CV que, más tarde, se replicó en la serie animada. Aunque esta no fue la única aparición de la marca en esta franquicia. Algunos autos que acompañaron a Tintín durante sus aventuras fueron: 5CV, 2CV, Traction Avant, Tipo H, entre otros. Como dato curioso, en 1980 Hergé dibujó una campaña publicitaria de la marca.

¿Has visto alguna de estas películas? Contanos en los comentarios qué otros modelos de la marca has visto en la gran pantalla.

Compartir:

Más publicaciones

C4 Cactus: La nueva generación SUV

El C4 Cactus rompe los moldes, así como lo hicieron sus predecesores durante el siglo XX. El vehículo combina 3 elementos diferenciadores dentro del segmento